Politics

se movilizan para ‘blindar’ su seguridad

Publicado

Actualizado

El asalto a la casa de Dani Carvajal ha sido la gota que ha colmado el vaso de algunos futbolistas que viven en la Comunidad de Madrid. El robo y la agresión al jugador del Barça, Pierre-Emerick Aubameyang, se veía como algo lejano. Ahora ya tienen el enemigo cerca. Ante esta situación varios de ellos se han puesto en contacto con sus empresas de seguridad y con sus clubes para ampliar la seguridad en sus domicilios, según fuentes de seguridad consultadas por Vozpópuli.

No son pocas las medidas de seguridad que tienen instaladas en sus casas los futbolistas. A pesar de ello en el último año casi una veintena de estos jugadores han sufrido robos o asaltos. Son los principales objetivos, al igual que los empresarios, de las mafias del Este.

En la actualidad aún no se ha llegado al nivel de histeria generado en 2018 cuando el Atlético de Madrid y el Real Madrid tuvieron que ponerse manos a la obra. Los sucesivos robos a sus futbolistas propiciaron que cada jugador tuviera a su disposición dos vigilantes al día.

Más alarmas y sistemas blindados

Años después la situación ha variado bastante pero la coyuntura actual preocupa, y mucho, a estos astros del balón. El intento de robo a Carvajal se produjo en la Urbanización Las Lomas en el municipio de Boadilla del Monte. Esta zona, a unos 25 kilómetros de Madrid, cuenta con un amplio repertorio de deportistas: entre ellos Thibaut Courtois o Stefan Savic.

La urbanización dispone de cámaras de vigilancia y también patrulla personal de seguridad por el interior y sus inmediaciones. Sin embargo, algunos de los futbolistas y empresarios de la zona ya valoran poner un vigilante durante las noches para evitar que se produzcan estas situaciones. Otros van a instalar alarmas y puertas y ventanas blindadas.

El problema de muchos es que están residiendo en la zona de alquiler y tienen que afrontar estos gastos en casa que no son de su propiedad. Por ello otra de las soluciones alternativas será ampliar las cámaras de vigilancia y los sensores de movimiento.

Un robo poco meticuloso

Estas herramientas fueron claves para que los ladrones no sustrajeran nada del domicilio del lateral del Real Madrid. Con su entrada en la casa, las alarmas saltaron y la presencia del personal doméstico también hizo que la pareja, que iba armada con barras de hierro, huyeran rápidamente del lugar.

El defensa madrileño vio las imágenes de las cámaras y denunció los hechos el miércoles por la tarde en el Puesto de la Guardia Civil de Boadilla del Monte. Los agentes del instituto armado investigan los hechos y revisan todos los datos que se han quedado grabados por parte de la empresa de seguridad, según han informado fuentes del caso.

Todo parece indicar que la planificación del robo no fue tan meticulosa como las que realizan los ladrones profesionales de Europa del Este. En este caso, los delincuentes no consiguieron toda la información, como que había personal de servicio en el interior de la vivienda, o la ubicación de las cámaras, ya que hicieron saltar las alarmas.

Otros robos

Fue un intento de golpe torpe y tuvieron que salir rápidamente de la vivienda. Este atraco recuerda al que sufrió el futbolista del Valencia C.F. Samu Castillejo mientras disputaba su partido en casa. Sabían perfectamente que no estaba en su domicilio.

Todo lo contrario pasó con Pierre-Emerick Aubameyang. Su golpe fue programado al milímetro. El gabonés sufrió dos meses antes un robo en esa misma casa en Castelldefels en Barcelona. La primera vez se llevaron joyas y relojes valorados en miles de euros. No pudieron abrir la caja fuerte.

La inmediatez del fichaje del futbolista por el Chelsea y su futuro lejos de Barcelona hizo que el grupo itinerante volviera a la carga. En esta ocasión agredieron al jugador, le rompieron la mandíbula, y consiguieron llevarse el interior de la cámara acorazada. Los Mossos d’Esquadra aún buscan a estos ladrones.

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.