Politics

Un batallón del Ejército homenajeó en mayo a una unidad franquista que participó en la toma de Catalunya

Los militares franquistas que combatieron contra las tropas republicanas aún tienen quien les rinda tributo en filas del Ejército. La Ley de Memoria Histórica no ha sido obstáculo alguno para los soldados del Batallón de Infantería “Flandes” que el pasado 4 de mayo realizaron una marcha en la Sierra de Pàndols (Tarragona) “en recuerdo de sus caídos en combate”.

Un camino agreste. Una columna de militares. Un acto de connotaciones polémicas que el Ejército de Tierra evitó difundir en sus cuentas oficiales en las redes sociales. “Una marcha con una marcada connotación histórica” según la definición del Batallón de Infantería de Carros de Combate “Flandes” I del Regimiento “Pavía” 4, con cuartel general en Zaragoza, que sí optó por dar a conocer el polémico acto en la sección de noticias de su apartado en la página web del Ejército.

La actividad, encuadrada en el “plan anual de programación del año 2022” de esta unidad militar, se desarrolló en las inmediaciones de la Sierra de Pándols, “donde en agosto de 1938 se produjeron violentos enfrentamientos por los que le fueron concedidas al batallón 19 medallas militares individuales“. Tales distinciones fueron otorgadas por la dictadura franquista a los combatientes franquistas que tomaron parte en esa batalla contra la República.

 “El comienzo del itinerario no fue escogido al azar. La antigua estación de tren situada en la ‘Vía Verde de la Terra Alta’ fue el lugar elegido para que los integrantes del batallón recibieran un baño de historia y fueran conocedores de que el valle por el que iba a transcurrir el recorrido vivió hace casi 90 años uno de los enfrentamientos más sangrientos de la batalla del Ebro”, explica la reseña publicada por los militares.

La crónica destaca que esos combates fueron protagonizados por la IV División de Navarra, una unidad franquista “donde se encuadraban los 3 batallones de Flandes”, y la XI División Republicana o División ‘Lister’. Los enfrentamientos “se sucedieron durante casi tres meses de intenso fragor en los cuales las ametralladoras y los morteros hicieron que el avance de los miembros de Flandes fuera arduo y penoso”, rememora.

Ofensiva de Catalunya

La IV División de Navarra que hoy homenajea el Batallón de Infantería “Flandes” no solo tuvo un papel protagónico en la batalla del Ebro, donde sufrió numerosas bajas. Esa unidad militar franquista tomó parte en la denominada “ofensiva de Catalunya”, que supuso el asalto franquista del territorio y la caída de la resistencia republicana. 

“La IV División de Navarra, que antes había recibido el nombre de IV Brigada de Navarra, fue una de las divisiones franquistas más importantes, ya que participó muy activamente en las grandes batallas de la Guerra Civil: Brunete, Teruel-Alfambra, Aragón, Maestrazgo, Levante, Ebro y Cataluña”, destaca un documento del área de Memoria Histórica de la Generalitat catalana.

Al calor de la Ley de Memoria, en Cartagena y Santander se retiraron monolitos que recordaban precisamente a la IV División de Navarra, dado que constituían símbolos de exaltación de la dictadura franquista.

“Honrar su historia”

Durante la marcha del pasado 4 de mayo, el Batallón de Infantería “Flandes” llegó hasta el Monumento a la Paz que se encuentra en la Cota 705 de la Sierra de Pándols. Se trata del único monolito construido en el marco de la Guerra Civil por soldados republicanos para homenajear a quienes murieron en esos enfrentamientos.

“Allí, se realizó el solemne acto de homenaje a los caídos donde se recordó a los centenares de españoles que perecieron en estos parajes”, explica el Batallón Flandes, que reivindica la “tradición de honrar su historia recuperando hechos históricos de quienes les precedieron en la carrera de las armas”. 



Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.

close